Chispa emprendedora: La motivación motoriza el desarrollo

La conducta humana es determinada por la presencia de fuerzas motivacionales consientes e inconscientes que conducen la toma de decisiones.
Al menos así lo explica el padre del psicoanálisis, Sigmund Freud. Mientras Abraham Maslow, psicólogo estadounidense, contemporáneo de Freud, ve las motivaciones humanas a través de la jerarquía de necesidades y factores establecidos en cinco categorías que cambian o modifican comportamientos según el hombre y sus necesidades fisiológicas, de seguridad, de amor y pertenencia, de estima y de auto-realización. En este contexto del emprendimiento, citamos la necesidad de auto-realización (José Rafael Quintero , J; 2007:1).

Esta teoría es compartida por José Miguel Infante y un grupo de emprendedores que juntos fundaron la organización ‘Chispa Emprendedora’, entendiendo que la motivación es el principal estímulo del ser humano para moverse y alcanzar un sueño. Con ese fin, buscaban impulsar la cultura del emprendimiento en la República Dominicana reconociendo el valor que tiene para la sociedad y el individuo el emprender, tanto en términos de desarrollo social y económico, como en la auto-realización personal.

Chispa Emprendedora, a través de mecanismos de estimulación, impulsa a las personas con iniciativas y espíritu emprendedor a convertir el proyecto que han anhelado en realidad. Es así como en el año 2013, Miguel Infante trabajaría en potencializar la cultura de emprendimiento en la sociedad, y para lograrlo entendía necesario que personas de éxito contaran su historia que, en la mayoría de los casos, es de mucho esfuerzo y superación.

Miguel realizó una primera actividad en Santiago de los Caballeros. Dado que superó las expectativas de todos, realizó un segundo encuentro en Santo Domingo, extendiéndose a la ciudad de San Pedro de Macorís. En la primera actividad lograron reunir 27 panelistas durante ocho horas, compartiendo experiencias, buenas prácticas, lecciones aprendidas y así lograr detonar en cada participante la chispa que les mueve a realizar grandes cosas en la sociedad y los negocios, reconociendo que poseen el potencial para despertar, descubrir y actuar.

Y así nació la gran comunidad “Los miércoles de Chispa”, quienes entusiasmados con las actividades motivacionales, estudiaban la posibilidad de convertirlo en algo más que encuentros. Chispa era el vehículo para canalizar que el país se uniera a las corrientes internacionales para impulsar las nombradas ‘Startups’ y el establecimiento de Networking.

En 2015 Chispa Emprendedora se convierte en una oenegé. Como organización implementaron el primer Startup Weekend dominicano, dando paso a que el país se uniera a uno de los más importantes eventos realizados alrededor del mundo. Por primera vez dominicana era parte de ello.

“Una vez, entrando al portal web de Startup Weekend, observé que de los 400 eventos organizados globalmente, la República Dominicana no estaba involucrada, así que despertó mi atención, compré un libro, y leyendo me entusiasmé. Hicimos contacto con los organizadores y estos tenían como requisito la participación en uno de los eventos para poder organizarlo luego a nivel local. Participé, me concedieron el permiso de organizarlo, y me convertí en un embajador de la marca. Creamos el equipo, conseguimos patrocinadores y organizamos el primer Startup Weekend dominicana”, expresó Miguel.

La organización del Startup weekend despertó mucha curiosidad en lo que hoy se compone como el ecosistema de emprendimiento en República Dominicana. En el evento participaron varias de las personas que actualmente dirigen grandes iniciativas, direcciones de emprendimiento en organizaciones Estatales, y proyectos empresariales de éxito.

“En los Startup weekend las personas se dan cuenta que se puede lograr muchísimo con poco. Romper el paradigma de que para crear una empresa y hacerla crecer se hace indispensable contar con recursos económicos o que se necesita un año. En tan solo un fin de semana se puede validar lo que es una idea de negocio. Pero además el contacto con las personas te ayudan a crear y mejorar tus iniciativas”, dijo Miguel.

Hoy Chispa Emprendedora aborda esencialmente el primer escalón, conducir hacia la reflexión sobre el potencial y el know how de las personas. Establecer los diferentes componentes que garantizan una mayor probabilidad de éxito al momento de crear un proyecto o emprender. “En ese tenor es que tratamos de despertar esa chispa, a través de personas que han ganado la batalla”.

Miguel comparte el consejo de que las cosas hay que intentarlas. “Digo siempre que emprender es quitarse una mortificación de la cabeza. Hay veces que nuestras ideas mueren en la cabeza y emprender es intentarlo”.

Lo cierto es que la motivación es un componente que motoriza el emprendimiento, y a través de éste, el desarrollo. Los fundadores de Chispa Emprendedora con iniciativas innovadoras, lograron articular todo un movimiento, dando el valor que de esencia posee la cultura emprendedora en los países en vía de desarrollo.

Regresar

Otros artículos